Cómo el coronavirus podría impactar el mercado de transporte de carga por camión de los EE.UU.

March 17, 2020 Chris Pickett

El coronavirus ha dominado los titulares internacionales desde principios de año. A medida que el virus continúa propagándose en los mercados, los responsables de las cadenas de suministro a nivel mundial están tratando de evaluar cómo afectará a sus negocios.

Chris Pickett, Director de Estrategia de Coyote, tiene décadas de experiencia ayudando a los expedidores a navegar la volatilidad del mercado; de hecho, su tesis de maestría en MIT cubrió la resiliencia de las cadenas de suministro frente a las disrupciones.

Compartió su perspectiva bien fundada para ofrecer una mayor comprensión de cómo este brote podría afectar a su negocio.

 


 

Después de que los primeros casos del nuevo coronavirus (COVID-19) fueron identificados en Wuhan, China, el 7 de enero, la continua propagación del virus ha causado miedo y disrupciones.

A fin de mitigar su impacto en las sociedades y las economías, los gobiernos federales, estatales y locales de todo el mundo están adoptando medidas sin precedentes para contener el brote.

Las cadenas de suministro modernas son más globales, más interconectadas y más complejas que nunca, lo que hace que el potencial de disrupción sea enorme.

 

Estamos viendo múltiples fuentes de volatilidad en el mercado que podrían ocasionar que se disparen los despachos de carga en los próximos meses:

  • Aumento en la demanda de productos médicos, higiénicos y alimenticios
  • Nuevos mercados para los exportadores
  • Nuevos proveedores para que los importadores puedan reponer sus inventarios
  • Congestión en los puertos de EE.UU.

 

Hoy exploraré cómo el coronavirus podría impactar a corto plazo el mercado del transporte de carga por camión de los EE.UU., cómo (si es que lo hace) ello cambia nuestro pronóstico a largo plazo del mercado de transporte de carga por camión y sugeriré algunos recursos para ayudarlos a prepararse para lo que aún es probable que sea un mercado de transporte de carga por camión inflacionario en el año 2020.

 

El efecto dominó: De las cuarentenas en China a la disrupción del mercado de transporte de carga por camión en los EE.UU.

Al momento de escribir este artículo, el impacto del coronavirus aún no ha tenido un impacto significativo y directo en la infraestructura de transporte de los EE.UU., al menos en comparación con China y más recientemente con Italia.

Los almacenes siguen despachando, los choferes siguen manejando y los trenes siguen funcionando. Dicho esto, miles de personas en muchos estados de EE.UU. han dado resultados positivos, y docenas de pacientes han muerto trágicamente como resultado de la enfermedad.

 

Ya estamos viendo importantes disrupciones en la cadena de suministro que continuarán propagándose a través de las redes en las próximas semanas y meses.

 

Si bien la mayoría de los casos se concentran actualmente en el estado de Washington, California y Nueva York, no hay motivos para creer que el brote se detenga allí.

Ya sea que contengamos o no efectivamente el brote en los EE.UU., ya estamos viendo importantes disrupciones en las cadenas de suministro que continuarán repercutiendo en las redes durante las próximas semanas y meses, empezando por la interrupción de los flujos comerciales entre Asia y los EE.UU..

 

A un alto nivel, esta es la progresión desde las restricciones de viaje de China hasta el impacto directo en el mercado de transporte de carga por camión de los EE.UU.:

  1. La economía china se frenó bruscamente cuando su gobierno impuso amplias restricciones de viaje y cuarentenas con el fin de contener la propagación del virus. Estas comenzaron en enero y se prolongaron hasta febrero.
  2. Las fábricas cerraron y el transporte disminuyó. Esto detuvo la producción de nuevos bienes e impidió que las exportaciones llegaran a los puertos marítimos.
  3. Incluso si el producto llegaba a un puerto, era improbable que se exportara, ya que muchos embarques por buque se cancelaron como resultado del colapso del volumen y la disrupción de las operaciones portuarias. El impacto en el transporte de carga aéreo fue similar. Resumiendo, no había mucho que entrara o saliera de China.
  4. Mientras tanto, en los EE.UU.:
    • Las empresas que importan de China —ya sea productos terminados listos para la venta o componentes que se incorporan a otros productos— están empezando a encontrarse con un déficit de inventario a medida que se agotan las existencias de seguridad.
    • Los exportadores que envían productos a China se ven obligados a acumular existencias o a lanzarse a la búsqueda de nuevos compradores.

 

Es difícil exagerar el papel prominente de China en el comercio mundial. China representa aproximadamente un tercio del comercio mundial, tiene 7 de los 10 puertos marítimos más transitados del mundo, es el mayor exportador del mundo y uno de los mayores socios comerciales de los EE.UU.

Es de esperar que se desarrollen pautas similares a medida que otros países, como Italia, experimentan amplias restricciones para los viajes y cuarentenas.

 

Un ligero colchón para EE.UU.

Típicamente, los EE.UU. tienen un ligero colchón entre la producción china y el impacto directo a nivel nacional.

¿Por qué? La gran mayoría de las importaciones chinas llegan en buques portacontenedores, que suelen tardar unas dos semanas en completar el viaje.

Si se añade el tiempo de tránsito desde el interior de China hasta un puerto marítimo, y luego el tránsito desde un puerto de los EE.UU. hasta un almacén, se puede ver por qué el impacto no es inmediato para muchas cadenas de suministro.

Además, muchas empresas almacenaron existencias en 2019, tratando de adelantarse a las fechas límite para la imposición de aranceles derivadas de la guerra comercial entre los EE.UU. y China.

 

La gran mayoría de las importaciones chinas llegan en buques portacontenedores, que suelen tardar unas dos semanas en completar el viaje.

 

Como resultado, muchas empresas comenzaron el año 2020 con niveles de inventarios elevados, lo que significa que algunos expedidores pueden tener todavía un poco más de inventario que quemar de lo habitual.

Combinado con tránsitos más largos, esto tuvo el efecto neto de retrasar la escasez por unas pocas semanas. Ahora que han transcurrido varias semanas desde los esfuerzos iniciales de contención en China, la cadena de suministro en los EE.UU. está empezando a experimentar más volatilidad. 

Por otro lado, una vez que la producción china y la capacidad de carga transpacífica vuelvan a estar operativas, en los EE.UU., seguiremos teniendo tiempos de tránsito prolongados. Eso significa que la recuperación podría ser bastante disruptiva en la medida en que los importadores sacien la demanda reprimida en un intento por ponerse al día.

 

Cómo el coronavirus podría perturbar el mercado de transporte de carga por camión en los EE.UU. en el corto plazo

El hecho de que el transporte marítimo mundial se haya desacelerado no significa necesariamente que haya menos demanda de envíos de carga por camión en los EE.UU.

En previsión de la restricción de los viajes (y de una posible cuarentena absoluta), las pautas de consumo se modificarán, lo que impulsará la demanda de productos de limpieza, higiene y suministros médicos, así como de alimentos perecederos y no perecederos.

 

Las pautas de consumo podrían cambiar, impulsando la demanda de ciertos productos y servicios. Al mismo tiempo, los exportadores pueden verse obligados a encontrar mercados sustitutos.

 

Al mismo tiempo, los exportadores podrían verse obligados a identificar rápidamente mercados sustitutos para sus mercancías, lo cual les supondría tener que afrontar inesperadas complejidades en materia de transporte.

Creemos que la posibilidad de que se dispare la demanda del transporte de carga por camión podría compensar cualquier disminución a corto plazo de los gastos como resultado de las medidas de contención.

De hecho, la demanda de transporte de carga por camión puede muy bien superar la capacidad de los transportistas en las próximas semanas y meses. No sólo podrían dispararse los despachos de carga por camión, sino que también prevemos una importante disrupción a medida que se agoten los niveles de inventario.

Independientemente de que dependan de China o no, los expedidores pueden verse obligados a encontrar fuentes alternativas para reponer las existencias.

 

Creemos que la posibilidad de que se dispare la demanda del transporte de carga por camión podría compensar cualquier disminución a corto plazo de los gastos como resultado de las medidas de contención.

 

Puede que incluso experimentemos un impulso en la actividad manufacturera nacional, pero eso no le facilitará las cosas al personal de transporte y compras que se encargan de manejar el aumento repentino de los traslados irregulares e imprevistos.

Y justo cuando la volatilidad pareciera estar bajo control, el comercio transpacífico puede comenzar a fluir de nuevo, desencadenando una ola de importaciones chinas en los mismos puertos de EE.UU. que actualmente están lidiando con dramáticas reducciones en los volúmenes.

¿Por qué es eso un problema? El bajo volumen de importaciones de China significa un menor movimiento de contenedores. A medida que aumenta el rezago en las exportaciones, la congestión de los puertos se hace más patente tanto con los contenedores vacíos como con los cargados.

 

Vemos múltiples fuentes de volatilidad en el mercado, cada una de las cuales tiene el potencial de crear un aumento del volumen no planificado en los próximos meses:

  • Aumento súbito en el transporte de carga por camión de productos médicos, higiénicos y alimenticios.
  • Nuevos mercados de exportación
  • Nuevos proveedores para reponer las existencias
  • Congestión de los puertos de EE.UU.

 

Dado que recientemente entramos en la etapa inflacionaria del ciclo de capacidad del mercado de transporte por camión de los EE.UU., la industria no tiene la misma flexibilidad para ajustarse como lo hizo en 2019.

Esto significa que la presión sobre las guías de ruta que habíamos pronosticado originalmente para más tarde en el segundo trimestre de 2020 podría llegar antes.

 

El impacto del coronavirus a largo plazo: 2 posibles escenarios

Mucho ha cambiado en las últimas semanas desde que presenté nuestro pronóstico para el primer trimestre. En vista del COVID-19, ¿hemos cambiado nuestro pronóstico inflacionario? La respuesta breve es no.

Si bien creemos que todos los factores mencionados anteriormente tendrán un profundo impacto en el mercado del transporte de carga por camión a corto plazo (2-3 meses), creemos que el impacto a largo plazo del brote de COVID-19 dependerá del consumidor estadounidense.

 

Mucho ha cambiado en las últimas semanas desde que presenté nuestro pronóstico para el primer trimestre. ¿Hemos cambiado nuestro pronóstico inflacionario? La respuesta breve es no.

 

En nuestro pronóstico del primer trimestre, esbozamos dos escenarios: uno con una recesión económica, y otro sin ella. Los dos escenarios de disrupción más probables relacionados con el COVID-19 encajan dentro de esa narrativa, y básicamente se trazan siguiendo las mismas líneas.

Aquí están los dos escenarios potenciales para el impacto a largo plazo del coronavirus, y lo que cada uno podría significar para el mercado del transporte de carga por camión de los EE.UU..

 

Escenario 1: Contención del virus, rebote económico

Los empleados regresan a sus trabajos, los productores regresan a producir y los consumidores continúan consumiendo. 

  • Un amplio esfuerzo de cuarentena en los EE.UU. es de duración relativamente corta
  • Un efectivo paquete de estímulo fiscal del gobierno impulsa la economía
  • Los empleados mantienen sus puestos de trabajo
  • El consumidor vuelve a la normalidad
  • Evitamos una recesión

En este escenario, los empleados regresan a sus trabajos, los productores regresan a producir y los consumidores continúan consumiendo. La demanda diferida de los consumidores probablemente se habrá recuperado para el tercer trimestre.

Aunque son positivos para la economía, los retos a corto plazo a los que se enfrentarán los planificadores del transporte se convertirán probablemente en retos a largo plazo.

¿Por qué? Cuanto más fuerte sea la economía, más sube el mercado spot y más tiempo permanecerá el mercado inflacionario, como lo ilustra la línea discontinua "más fuerte por más tiempo" en el gráfico que figura a continuación.

‘--------------------------------------------------- 

//Graphic//

No hay recesión

1 o más eventos climáticos

No hay picos o colapsos del precio del combustible +/- 25%

Recesión

No hay grandes climáticos importantes

No hay picos o colapsos del precio del combustible +/- 25%

 

Curva Coyote

Índice de Cass

‘-------------------------------------------------------

 

Aunque influenciado en cierto grado por los precios del diésel (colapso vs. mantenimiento) y el clima (huracanes importantes vs. ausencia de tormentas), esto probablemente significará una menor aceptación por parte de los transportistas primarios y una mayor exposición no planificada a un mercado spot restringido.

 

Escenario 2: Cuarentena extendida, recesión económica

Los gobiernos federales, estatales y locales, las empresas y las escuelas podrían cerrar durante varias semanas para contener la propagación.

  • Se prolongan los esfuerzos de contención relacionados con el COVID-19
  • Los empleadores frenan la contratación, reducen las horas de trabajo y la nómina, y en última instancia, despiden a algunos de sus empleados.
  • Las políticas gubernamentales diseñadas para apoyar a los afectados resultan ineficaces
  • El consumidor no se recupera
  • Nos sumimos en una recesión económica

 

En este escenario, los gobiernos federales, estatales y locales, las empresas y las escuelas podrían cerrar durante varias semanas para contener la propagación.

Estos impactos más directos podrían crear una disminución permanente en la demanda de los consumidores, en lugar de simplemente aplazarla un trimestre.

Esto haría caer la actividad comercial. Con una economía lenta, el pico en las tarifas del mercado spot de transporte de carga por camión llegará antes y a un nivel más bajo de lo que lo haría en una economía que de otra manera estuviera sana.

Si bien sería perjudicial para la economía, las disrupciones a corto plazo a causa del COVID-19 para los expedidores probablemente se mantendrían por un corto período de tiempo, ya que el pico del mercado spot sería menos pronunciado.

 

Ya sea una cuarentena a largo plazo o una contención a corto plazo, es probable que tengamos un 2020 inflacionario

Hemos identificado 5 indicadores económicos clave que contribuyen a la probabilidad de una recesión en el 2020 o 2021. El brote de COVID-19 es sólo un factor más que impulsa estos indicadores económicos (aunque uno poderoso e inesperado).

Independientemente de que el coronavirus contribuya o no a una recesión, seguiremos teniendo un mercado spot inflacionario. Si llegamos a tener una recesión, simplemente pasaremos menos tiempo por encima de la línea

Un mercado de transporte de carga por camión inflacionario y una recesión económica no son fenómenos que se excluyan mutuamente. Veamos el año 2008 para la evidencia.

 

A corto plazo esperamos un aumento de la demanda no planificada del transporte de carga por camión. A partir de ahí, el impacto a largo plazo dependerá en gran medida de la resiliencia del consumidor estadounidense. 

 

En resumen, esperamos un aumento a corto plazo (2-3 meses) de la demanda no planificada del transporte de carga por camión, derivado del deseo de acumular inventarios, un aumento de las rutas no planificadas que surjan de la escasez de inventario y las limitaciones de capacidad.

A partir de ahí, el impacto a largo plazo dependerá en gran medida de la resiliencia del consumidor estadounidense.

¿Gastarán durante todo el tiempo que dure el brote? ¿Continuará el gasto una vez que COVID-19 sea contenido y erradicado?

De cualquier manera, seguimos prediciendo un mercado inflacionario de transporte de carga por camión hasta el 2020; es sólo una cuestión de magnitud y duración.

 

Cómo pueden prepararse los expedidores y los transportistas

Para la información más actualizada sobre COVID-19, así como los planes de preparación, consulte el Centro de Control de Enfermedades (CDC) y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Para ayudarle a prepararse para un mercado inflacionario del transporte de carga por camión, hemos creado algunos recursos que pueden serles útiles:

 

Para los expedidores:

Lea 4 Cosas que puede hacer para prepararse y asegúrese de hacer todo lo posible para superar a su competencia en cuanto al transporte en el 2020.

Para los transportistas:

Lea Cómo convertirse en el transportista preferido para obtener consejos que harán crecer su negocio en cualquier mercado.

 

Lo que el Coyote está haciendo para prepararse

Estamos comprometidos a mantener la disponibilidad operacional y los servicios en preparación para la enfermedad del coronavirus. 

Estamos suscritos a todas las comunicaciones relevantes emitidas por los Centros de Control y Prevención de Enfermedades(CDC) y por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Estamos monitoreando las últimas noticias sobre los casos activos, los cambios en la situación y las recomendaciones.

También estamos actuando en consonancia con la "Guía provisional del CDC para empresas y empleadores para planificar y responder a la enfermedad del virus de la Coronación 2019" (COVID-19):

Coyote también está ampliando las capacidades de los trabajadores para trabajar a distancia (computadoras portátiles, teleconferencias de voz y vídeo y acceso a aplicaciones empresariales) a fin de mantener las operaciones críticas para los expedidores y los transportistas.

Para las últimas noticias sobre cómo se está preparando Coyote,  haga clic aquí.

Si experimentase alguna disrupción inesperada en la cadena de suministro y necesitase ayuda para atender su carga, estamos aquí para ayudarle.

Estamos aquí para ayudarle

Recientemente ampliamos nuestra plataforma digital de fletes CoyoteGO®. Ya sea que usted es un expedidor que busca cotizaciones instantáneas de fletes o un transportista que busca contrataciones por encargo, CoyoteGO puede ayudarle a mantenerse conectado y mantener su negocio en marcha. 

 

Previous Article
COVID-19 Update: A Letter to Coyote's Network
COVID-19 Update: A Letter to Coyote's Network

As you continue to push forward, Coyote Logistics reaffirms our commitment to you.

Next Article
Cómo se prepara Coyote para la enfermedad del coronavirus 2019 (COVID-19)
Cómo se prepara Coyote para la enfermedad del coronavirus 2019 (COVID-19)

Coyote Logistics está comprometida a mantener la preparación operacional y los servicios en preparación par...

×

First Name
Last Name
Company Name
I am a...
!
Thank you!
Error - something went wrong!